Formación

El carácter específico de la vida conventual requiere que la introducción en esta vida se haga gradualmente, con el tiempo para la preparación a las etapas consecutivas, para ayudar a vivir cada vez más profundamente la consagración y con responsabilidad hacerse cargo de las tareas .

La preparación para hacer los primeros votos generalmente dura 4 años. Para personas extranjeras 1 año del prepostulantado y despues es el tiempo del postulado (1 año) y del noviciado (2 años).
Al empezar el noviciado recibimos el hábito dominicano.

Después de 6 años de la profesión temporal, hacemos los votos perpetuos.

 

 

La formación espiritual, doctrinal y práctica dura toda la vida conventual. La educación de la persona no termina nunca. Dios, a través del Espíritu Santo, nos forma a semejanza de su Hijo…”

(de las Constituciones de la Congregación). 

 

Zgromadzenie Sióstr Dominikanek Misjonarek Jezusa i Maryi © 2018 Frontier Theme